×
Skip to main content

Jennifer Lopez no dudó tomar el apellido de Ben Affleck: “Estoy orgullosa de eso”

Ella no tuvo ningún problema con eso, así que ¿por qué lo tendrías tú?

Puedes seguir llamando a Jennifer Lopez por su nombre de pila, pero en lo que respecta a “Jenny From the Block”, de ahora en adelante es Jennifer Lynn Affleck. “La gente me va a seguir llamando Jennifer Lopez. Pero mi nombre legal será Sra. Affleck, porque estamos unidos. Somos marido y mujer. Eso me enorgullece. No creo que sea un problema”, dijo la actriz y cantante a la revista Vogue en un artículo de portada de diciembre sobre su decisión de asumir el apellido de su esposo, el actor Ben Affleck, después de su boda este verano. 

Relacionadas

Explorar

Explorar

See latest videos, charts and news

See latest videos, charts and news

Cuando el entrevistador le dijo jocosamente que dada su condición de jefa como bailarina convertida en cantante convertida en actriz convertida en magnate, y además emblema del empoderamiento femenino, ¿no sería más apropiado que Affleck tomara su apellido? “¡No! No es tradicional. No tiene nada de romántico”, dijo Lopez, de 53 años. “Parece un acto de poder, ¿sabes lo que quiero decir? Tengo mucho control sobre mi propia vida y destino, y me siento empoderada como mujer y como persona. Puedo entender que la gente tenga sus sentimientos al respecto, y eso también está bien. Pero si quieres saber cómo me siento al respecto, me parece romántico. Todavía es algo que me trasmite tradición y romance, y puede que yo sea ese tipo de chica”. 

La noticia sobre el cambio de nombre de Lopez afloró de manera casual al comienzo del artículo sobre ella, cuando el escritor se percató de que en el set de Atlas, su próximo drama de ciencia ficción en Netflix, se hallaba un letrero de neón verde en su carpa privada que dice “Sra. Affleck”. 

El artículo también se refiere a los muros que Lopez debió construir a su alrededor durante el último cuarto de siglo tras convertirse en figura pública con una actitud audaz que la hizo creer que podía decir o hacer cualquier cosa. Pero después del torrente de críticas racistas y sexistas que soportó durante su primera ronda pa con Affleck, de 50 años, que terminó en 2004 con la ruptura de su compromiso, Lopez dijo que ha llegado a la segunda ronda con una sabiduría bien ganada. 

“Éramos tan jóvenes y estábamos tan enamorados en ese momento, en realidad tan despreocupados, sin hijos, sin ataduras. Sencillamente vivíamos nuestras vidas y éramos felices”, dijo sobre su unión de dos años, de 2002 a 2004. “Vivíamos en voz alta, y resultó que al final aquello nos pesó. Había muchas cosas ocultas bajo la superficie, gente que no quería que estuviéramos juntos, gente que pensaba que yo no era la persona adecuada para él”. 

Debido al intenso escrutinio, Lopez dijo que se rodeó de una especie de “campo de fuerza”, lo que hizo que se volviera “muy cautelosa”. El reencuentro no fue una sorpresa, ciertamente no para Lopez, quien le sugirió al periodista de Vogue que, en secreto, siempre había mantenido viva una llama de amor por el actor. Su segundo encuentro aparentemente comenzó cuando recibió un correo electrónico de Affleck poco después de que, en marzo de 2021, se conociera que se había roto su compromiso con el beisbolista Alex Rodríguez. 

Ese acercamiento inició un vaivén lento que reavivó su relación, en privado. “Obviamente no estábamos tratando de hacerlo público”, dijo. “Pero nunca rehuí el hecho de que siempre sentí que había un amor real ahí, un amor verdadero ahí. Las personas en mi vida saben que él fue alguien muy, muy especial en mi vida. Cuando nos volvimos a conectar, esos sentimientos por mí todavía eran muy reales”. 

Sin embargo, sus 12 años de travesía de vuelta Affleck habían comenzado antes de este acercamiento, tras la disolución en 2012 de su matrimonio de 10 años con el cantante Marc Anthony, con quien tiene hijos gemelos, cuando lanzó unos álbumes que no se vendieron bien y tomó un puesto como jurado en American Idol a fin de ganarse el sustento. Este trabajo terminó ayudando a reanimar su carrera. 

Para ser claros, Lopez no cree que un enrevesado camino como el suyo con Affleck sea para todos. “A veces nos superamos los unos a los otros, o sencillamente nos volvemos distintos. Los dos nos perdimos y nos encontramos”, explicó sobre su camino impredecible. “No es para desdeñar nada de lo que sucedió de por medio, porque todas esas cosas también fueron reales. Todo lo que siempre quisimos era llegar a un lugar de paz en nuestras vidas donde de veras sintiéramos ese tipo de amor que sientes cuando eres muy joven y te preguntas si puedes volver a tener eso. ¿Existe? ¿Es real? Todas esas preguntas que creo que se hacen todos. Pasas por todas estas relaciones, y estás buscando y te estás conectando y te estás desconectando de la gente, y piensas, Dios mío, ¿es así la vida? ¿Como un carrusel, una montaña rusa, un paseo de carnaval? Y entonces se estabiliza. Pero el camino hacia eso es un misterio para todos”. 

Aquí la portada de Vogue con Lopez:

 

Jennifer Lopez Vogue
Jennifer Lopez en la portada de Vogue. Annie Leibovitz/Vogue