×
Skip to main content

Grammy 2023: Cómo categorizaron álbumes de Beyoncé, Demi Lovato, Bad Bunny y más

Varias estrellas no enviaron sus discos para consideración por una variedad de razones.

Las murallas que separan los géneros musicales se están viniendo abajo, algo que es bueno en muchos sentidos. Pero le complica las cosas a los comités de selección que deciden en qué categorías deben competir los discos en el proceso anual de los premios Grammy. 

Explorar

See latest videos, charts and news

See latest videos, charts and news

Estos son algunos álbumes que probablemente pusieron a pensar a los comités de selección, y la categoría en la que están compitiendo en el proceso anual para la 65a edición de los Grammy. 

Relacionadas

Holy F*ck de Demi Lovato, Love Sux de Avril Lavigne, y The Tipping Point de Tears for Fears, están todos en la línea divisoria entre el pop y el rock, y todos compiten mejor álbum de rock. Music of the Spheres de Coldplay, y 5SOS5 de 5 Seconds of Summer, también están en esa línea, compitiendo por mejor álbum de pop vocal. 

Dance Fever de Florence + the Machine compite por una candidatura a mejor álbum de música alternativa. Dos álbumes anteriores de la banda inglesa de indie rock, Ceremonials y How Big, How Blue, How Beautiful, fueron nominados a mejor álbum pop vocal. 

American Heartbreak de Zach Bryan encabezó las listas de álbumes de folk, country y rock de Billboard, y alcanzó el quinto lugar en la Billboard 200 de todos los géneros. En los Grammy, compite por una mención en el apartado de mejor álbum de country. 

Special de Lizzo, y Renaissance de Beyoncé, se balancean entre el pop, el dance y el R&B. Special compite por mejor álbum vocal pop. Renaissance, por mejor álbum de música dance/electrónica. Beyoncé ganó tres veces el premio al mejor álbum de R&B contemporáneo (por Dangerously in Love, B’Day y I Am… Sasha Fierce) y dos veces el premio al mejor álbum urbano contemporáneo (por Lemonade y Everything Is Love, una colaboración con su esposo Jay-Z como The Carters). 

La línea entre el R&B y el R&B progresivo suele ser borrosa. Los Grammy han clasificado Still Over It de Summer Walker y Breezy de Chris Brown como R&B, pero a Gemini Rights de Steve Lacy, y Wasteland de Brent Faiyaz, como R&B progresivo. 

Red (Taylor’s Version), de Taylor Swift, compite por una mención como mejor álbum country. El Red original fue nominado en esa categoría hace nueve años, pero perdió ante Same Trailer, Different Park, de Kacey Musgraves. En términos de premios de álbumes de género, Swift ha ganado una vez mejor álbum country (por Fearless) y una vez mejor álbum vocal pop (por 1989). 

Jason Aldean compite por una nominación a mejor álbum country con Macon, Georgia, una combinación de sus dos álbumes de un solo disco Macon (lanzado el 12 de noviembre de 2021) y Georgia (lanzado el 22 de abril). 

La banda sonora Encanto, que encabezó la lista Billboard 200 durante nueve semanas, compite por mejor banda sonora compilada para medios visuales, no por mejor álbum pop vocal. 

Los cuatro álbumes latinos que llegaron al Top 10 de Billboard 200 en el año de elegibilidad para los Grammy (del 1 de octubre de 2021 al 30 de septiembre) compiten en tres categorías diferentes. Un verano sin ti de Bad Bunny, y Legendaddy de Daddy Yankee, compiten por mejor álbum de música urbana. Fórmula Volumen 3 de Romeo Santos por mejor álbum latino tropical. Y Nostalgia, de Eslabón Armando, por mejor álbum de música regional mexicana (incluyendo tejana). 

Varias estrellas no enviaron sus álbumes este año a los Grammy por una amplia gama de razones. Silk Sonic no presentó An Evening With Silk Sonic. Probablemente pensaron (correctamente) que habían sido ya muy bien recompensados el año pasado al ganar cuatro premios Grammy por “Leave the Door Open”, y que sería mejor dejar que otros artistas brillaran en los Grammy. Ningún artista quiere correr el riesgo de que la gente diga: “¿No han ganado suficiente?” 

Drake y The Weeknd no enviaron Honestly, Nevermind y Dawn FM, respectivamente. Puede que todavía estén resentidos por decepciones pasadas. Drake, uno de los músicos más exitosos de los últimos 15 años (y, en realidad, en la historia de la grabación) ha ganado solo cuatro premios Grammy. (Como se señaló, Silk Sonic ganó una cantidad similar a principios de este año). The Weeknd fue inexplicablemente desairado el año que lanzó “Blinding Lights”, uno de los éxitos más grandes a nivel global de los últimos años, aunque, para que conste, también ha ganado cuatro premios Grammy a lo largo de los años. 

Otros álbumes que no se encuentran en la lista de aspirantes incluyen Expensive Pain de Meek Mill, Live Life Fast de Roddy Ricch, 7220 de Lil Durk, Beautiful Mind de Rod Wave, y Sorry 4 What de Tory Lanez.